domingo, 24 de septiembre de 2017

Humor escrachado







Las predicciones y los aciertos tecnológicos de la serie de TV "Black Mirror"

Black Mirror, la serie original de la BBC que ha sido adquirida por Netflix que produjo la cuarta temporada que acaba de ganar el Emmy a Mejor película hecha para televisión por su capítulo "San Junípero", es uno de los últimos fenómenos de la pantalla chica con un encare futurista que tiene a millones cautivados.


Una serie que está peleada con algunos vicios actualesTal vez entre los muchos puntos de interés que tiene esta serie para el público, esté esa expectativa de cara a nuestro futuro, para ver qué tanto se parece este al que plantea el guionista Charlie Brooker. Por ahora, las similitudes van reflejándose en pequeños detalles.

Es que Black Mirror, desde su estreno en 2011, ha hecho varias predicciones tecnológicas que hoy ya existen en el mundo real, según repasa BBC.

¿Cuáles son?
Por ejemplo, los muñecos virtuales que se expresan según los movimientos reconocidos por la tecnología facial. En Black Mirror lo que hubo fue un avatar que era candidato en las elecciones británicas, llamado Waldo; fuera de la pantalla, la novedad es que el nuevo modelo de iPhone tiene emojis animados que funcionan de la misma manera, o sea, animamojis.

Otro ejemplo de predicción tiene que ver con una suerte de "grabación visual", que en la serie tiene que ver con implantes neuronales que permiten registrar lo visto y oído, y en la vida real con unos lentes de contacto patentados por Samsung, que toman fotos cada vez que parpadean y pueden conectarse directamente a un teléfono (tremendo).

En relación a los smartphones también hay otro anticipo de Black Mirror, que se enfoca mucho en la obsesión de la gente con esos aparatos. ¿Nada muy lejano a la realidad, no? Ya sea con fenómenos como en su momento lo fue Pokemon Go o con cualquier red social, basta con mirar a cualquier lado para ver cuál es el panorama actual.

Y hay más: la serie también adelantó la creación de abejas robóticas, que ya están siendo desarrolladas en la Universidad de Harvard con el mismo fin que en la ficción. ¿Cuál es? Evitar su extinción que es clave para la alimentación y el desarrollo de los seres humanos.

La última predicción es, tal vez, la más sorprendente de todas ya que tiene que ver con mantener con vida a los muertos, al menos virtualmente. Ese es el tema de la premiada "San Junípero". Sí, en la serie eso ya pasó y en la vida real está pasando. Ya se diseñó un robot virtual capaz de interactuar con vivos o muertos, basándose en sus recuerdos, intereses e información.

El futuro está bastante lejos de los autos voladores que se imaginaban las películas de los ochenta, pero igual resulta escalofriante.




Cuando Coca Cola vendió agua embotellada insinunando que estaba llena de semen

Una campaña de publicidad errónea te puede tirar por tierra años de trabajo, incluso llevarte a la bancarrota. Esto último no llegó a suceder, pero lo ocurrido con el lanzamiento de agua embotellada de Coca-Cola en el Reino Unido, aún se explica en las escuelas de negocio. Esto es lo que nunca, jamás, debería hacerse.


En 1999, Coca-Cola lanza en Estados Unidos Dasani, o lo que es lo mismo, agua embotellada cuyo contenido no era más que agua filtrada con cloruro de sodio, potasio cloruro y sulfato de magnesio. Fue un éxito sin paliativos, de hecho, todavía se trata de uno de los productos estrella del gigante en Estados Unidos.

Cuatro años después, en 2003, Coca-Cola decide dar el salto. Si Dasani ha funcionado tan bien en Estados Unidos, en Europa será igual, ¿verdad? El destino que escogen para iniciar la expansión por el viejo continente es el Reino Unido. ¿Por qué? Porque tras varios estudios, encuentran que los británicos tienen una alta preferencia por las denominadas como agua embotelladas de gama alta.

Sin embargo, Coca-Cola optó en la expansión por no aclarar que Dasani era simplemente agua del grifo, en el caso del Reino Unido, proveniente de una planta de Sidcup (Kent). En aquellas fechas y como referencia, medio litro de agua de dicha planta se vendía a alrededor de 0,03 céntimos. Dasani, en cambio, se puso a la venta a un precio de 95 céntimos la botella de medio litro, obviamente, con unos márgenes “elevados”.

Los primeros problemas para el gigante llegaron en el año 2004, cuando varios medios de comunicación se hicieron eco de que la fuente del agua Dasani de “gama alta” venía de la planta de Kent.

Sin embargo, aquello era un aperitivo de lo que estaba por llegar. Coca-Cola puso en marcha su maquinaria de marketing con toda clase de anuncios y publicidad en el Reino Unido. Los creativos pensaron que la palabra que mejor le iba al nuevo producto era “spunk”, es decir, coraje, agallas o determinación. Una palabra con fuerza para que los británicos se identificaran con Dasani.

¿El problema? Que “spunk” es la palabra que se utiliza como jerga de “semen” o “esperma” en el Reino Unido. Así que cuando se hablaba de Dasani como “full of spunk”, “Bottled spunk” o “Can’t live without spunk“, el público del país estaba pensando en agua embotellada de la mismísima Coca-Cola “llena de semen”, “embotellada con semen” o “no vas a poder vivir sin el semen”.

¿Los smartphones nos están atrofiando?

Resulta irónico que llamemos táctil a la pantalla de nuestro móvil cuando en realidad su función es la de destruir lo táctil. Si quieres, hagamos una prueba. Toma tu móvil con la mano izquierda y, recorriendo con la mirada su pantalla, deja que tu mano derecha recuerde lo que hacía en el pasado cuando esos iconos eran todavía objetos tangibles.

Comencemos por la linterna. Tu mano derecha curvará sus dedos y con el pulgar presionará un botón para encenderla. Si, en cambio, miramos la cámara de fotos, esa misma mano adoptará una posición vertical con el índice en lo alto para apretar el disparador. Con la agenda, el dedo índice comenzará a moverse para pasar las páginas de la libreta. Y con el calendario, el pulgar y el índice se convertirán en una pinza para arrancar la hoja del almanaque. Y así podríamos continuar con el termómetro, la brújula, el cronómetro, el talonario…

El móvil lo volatiliza todo. Y ya, de paso, reduce los movimientos de nuestra mano a no más de dos o tres posiciones.

Pero nuestra mano tiene memoria. Una memoria que evoca con nostalgia sus movimientos del pasado por la sencilla razón de que le llevó mucho tiempo aprender a realizarlos. Prueba de ello es que, si te fijas bien, notarás que siente un suave placer al recordar dichos movimientos.

Y no es de extrañar. A fin de cuentas, su papel protagónico en la historia se remonta a los orígenes del hombre. Desde que nos bajamos del árbol y liberamos las patas delanteras, las manos se convirtieron en la herramienta fundamental de nuestra especie. Tanto para manejar objetos como para construirlos.

Todo ello ha sido posible gracias a un lentísimo proceso de aprendizaje y acomodación. Jorge Wagensberg, en su libro A más cómo, menos por qué, se sorprende de cómo un chopper, es decir, un canto tallado por el Homo Georgicus hace más de un millón de años, consiguió ya entonces adaptarse a la mano de forma tan precisa.

La razón de ello es porque la dependencia entre la mano y los objetos que utiliza es bidireccional. Esta se adapta a los objetos y los objetos se adaptan a ella. Es algo que ha funcionado siempre así en el mundo analógico, estableciendo, con ello, una relación simbiótica de mutuo provecho. Los objetos se han ido perfeccionando a través de los siglos exigiéndole con ello a la mano el mejorar sus habilidades.

Donde probablemente esto se ve más claro es en los instrumentos musicales. Las manos que crearon los primeros tambores eran idénticas a las que construyeron el piano de cola. Pero el virtuosismo que se le exigía a los dedos que golpeaban aquellos tambores está muy lejos del que se le pide hoy a los de un pianista.

La pregunta ahora es: ¿la proliferación del touchscreen y los comandos de voz suponen el comienzo de una nueva era en la que la mano emprenderá un proceso evolutivo en dirección contraria? Porque si es cierto que la función crea el órgano, también es verdad que, de carecer de función alguna, el órgano se paraliza.

No es un problema urgente, pues llegar hasta aquí nos ha llevado cientos de miles de años. Y en caso de producirse el viaje en dirección contraria, este también será largo. Pero no tanto. Pues como es sabido, las cuestas arriba siempre son más duras, más largas y más difíciles que las cuestas abajo.




20 espectaculares fotografías de jóvenes periodistas

El Concurso Internacional de Fotoperiodismo Andréi Stenin, que lleva el nombre de Andréi Stenin, reportero gráfico de la agencia Rossiya Segodnya, quien murió en el sureste de Ucrania cumpliendo su deber profesional, publicó los trabajos de los mejores fotógrafos jóvenes de 2017:

'Protestas en la ciudad de Grabouw (Sudáfrica)'. Primer premio en la categoría Noticias principales

'El dogma'. Segundo premio en la categoría Noticias principales. Serie fotográfica.

'El cuadrado negro de Fidel'. Tercer premio en la categoría Noticias principales. Serie fotográfica.


'Hincha elegante'. Primer premio en la categoría Deportes Stenincontest / Konstantin Chalabov

'La ofensiva en Mosul (Irak)'. Premio especial del jurado en la categoría Noticias principales Stenincontest / Alessandro Rota

'Esquiador por la noche'. Segundo permio en la categoría Deportes Stenincontest / Maria Plotnikova

Los asesinos que viven en la Matrix (y están entre nosotros)

Año 2000, un estudiante de la Universidad de San Francisco descuartiza a su compañera de piso. Cuando la policía lo detiene el joven camina como un zombie y asegura vivir en la realidad virtual de Matrix. Fue el primer caso de una serie de extraños sucesos. Todos asesinos creyendo vivir en otra dimensión.

La historia la cuenta el investigador Brent Swanceren, una serie de insólitas defensas que tuvieron lugar a principios del 2000 en los tribunales de Estados Unidos. Todas inspiradas en un mismo patrón: la película de ciencia ficción estrenada en 1999, Matrix, de las hermanas Wachowskis.

El film mostraba un futuro en el que los seres humanos estaban encerrados para que su fuerza vital pudiera ser aprovechada por las máquinas que gobernaban la tierra. Dentro de este futuro distópico, los humanos esclavizados giraban sobre sus vidas dentro de una realidad simulada con el fin de mantenerlos bajo control, y que crean y la acepten como su realidad.

Matrix finalmente se convirtió en tres películas, aunque posiblemente fue la primera la más elogiada de todas, principalmente por sus efectos especiales y ese trasfondo filosófico sobre el significado de la existencia y la naturaleza de la realidad. Tanto, que un año después comenzaron a darse una serie de asesinatos cuyos principales autores creían estar, literalmente, en Matrix. Lo curioso, como explica Swanceren, es que esa realidad alternativa llegaba a la defensa de los tribunales con resultados sorprendentes. Veamos los casos:

Año 2000, Vadim Mieseges


Como contábamos al comienzo, una año después del estreno de Matrix, Mieseges, estudiante de la Universidad de San Francisco, asesinó brutalmente a su compañera de piso Ella Wong. Posteriormente, la destripó y la cortó para luego esparcir sus restos alrededor de la zona donde cometió el crimen.

Cuando la policía lo encontró, estaba vagando por un centro comercial con un cuchillo, drogado y actuando de forma extraña. Tras su arresto, Mieseges dijo que vivía en la realidad virtual de Matrix, y que Wong nunca había sido realmente una persona real. Un juez lo declaró mentalmente incompetente para ser juzgado y acabó en una institución mental.

Julio 2002, Tonda Lynn Ansley

Ansley disparó varias veces en la cabeza de un profesor de la Universidad de Miami al que alquilaba una casa. El asesinato a sangre fría se llevó a cabo a plena luz del día, con multitud de testigos sorprendidos con la terrorífica escena. la mujer fue detenida al instante.

En el interrogatorio aseguró que el mundo en el que se encontraban no era real, y que vivía en una simulación por ordenador como en Matrix. En esta realidad alternativa, decía que su casero había estado involucrado en una conspiración para mantener su lavado de cerebro bajo el control de la simulación, así como “invadir sus sueños”, con el objetivo final de matarla. Para la mujer, todo fue una defensa propia contra los siniestros agentes que conspiraban por mantenerla en los sueños virtuales. El juez, como en el caso de Mieseges, la declaró no culpable por locura.

Octubre 2002, Lee Boyd Malvo

Muchos recordarán este caso. Se trata del joven cómplice de 18 años que acompañó al francotirador John Allen Muhammad, el hombre que llevó a cabo una serie de ataques coordinados en Maryland, Virginia y el Distrito de Columbia. Murieron asesinadas 10 personas. Malvo terminó en la cárcel y desde allí dibujó bocetos y escribió mensajes que aludían a la película de ciencia ficción.

Además, el joven le dijo a los investigadores que si realmente querían entenderlo y sus motivos, entonces era imperativo que vieran las películas de Matrix. Malvo fue condenado a 6 penas de cadena perpetua, anuladas este año debido a su corta edad en el momento de los crímenes. Muhammad murió en el 2009 por inyección letal.

Los extraños y útiles "vehículos cremallera"

Vas conduciendo por una larga carretera y a lo lejos ves un camión que mueve grandes piezas de hormigón. Lejos de poner en peligro a los conductores, ese camión está cambiándolo todo en un abrir y cerrar de ojos: con esas piezas está delimitando un nuevo carril de circulación. Se trata de los vehículos cremallera, todo un ingenio que ayuda a ordenar las carreteras y a crear nuevas vías en momentos de gran afluencia de tráfico o en obras puntuales. Y que, además, podemos ver por todo el mundo.

Por ejemplo en Jinan, la capital de la provincia china de Shandong, donde han comenzado a utilizar un “autobús cremallera” que puede modificar carriles de tráfico durante la hora punta para aliviar la congestión. En este caso se trata de un minibús con luces de alarma en la parte superior y una serie de dispositivos para cambiar las barreras de sitio sobre la marcha, de tal manera que el autobús puede completar automáticamente la transición de las rutas de tráfico en solo media hora, mientras el resto de coches puede adelantar a una velocidad normal.

Estos camiones o máquinas cremallera suelen ser vistos en momentos muy concretos. No en vano, su objetivo es crear barreras temporales con las que descongestionar las carreteras en las horas punta, pero también son útiles cuando un ayuntamiento va a hacer una obra en una calzada y necesita desviar el tráfico por unos días o semanas.

Aunque esto se podría hacer con los clásicos conos, los bloques de las máquinas cremallera tienen una ventaja: las barreras son más resistentes, pues están fabricados con hormigón y están unidos entre sí con fuertes cables de acero. De esta forma, se evita que los coches vayan por error (o de forma intencionada) hasta el otro tramo de la carretera y provoquen así un accidente, algo que la clásica separación de carriles con conos no puede evitar.

Las autoridades ven numerosas posibilidades a este sistema, tanto de cara a momentos en los que se llevan a cabo obras como aquellos otros en los que las necesidades requieren una actuación concreta y rápida: se descongestionan las vías en apenas unos minutos, se evitan numerosos accidentes de tráfico y se protege la propia integridad de los que trabajan en las carreteras o puentes en los que se disponen.

Por otra parte, los expertos también ven una gran ventaja en este tipo de máquinas frente a los carriles reversibles: es imposible que los conductores se confundan (¿en qué sentido va este carril?) o invadir el carril contrario, de forma que se evitan las colisiones frontales. También se evita el uso (e incluso la costosa construcción) del carril Bus-VAO, que podría estar bloqueado si ha habido algún accidente de este tipo de vehículos.

Existen máquinas que incluso pasan todos los días por la misma carretera, alterando un carril que, claro está, se conoce con el nombre de carril de cremallera. Para ello, pasan por encima de los bloques y los trasladan a un lado y a otro, como si se tratara de una cremallera de la ropa. Puede haber varios operarios sobre ellas.

No obstante, otras de estas máquinas cremallera tienen un movimiento más convencional, como esta que cruza el Golden Gate de San Francisco. En cualquier caso, el mérito es grande, ya que los bloques, si son de hormigón, pueden pesar cientos de kilos.

De hecho, y a pesar de su aspecto robusto y su capacidad de levantar grandes pesos, se trata de unas máquinas muy delicadas, como demuestra su alto precio: las que se desplazan por el Golden Gate de San Francisco costaron más de un millón de dólares y se necesitaron 52 horas, durante las que el puente estuvo cerrado, para instalarlas junto con las barreras. Cada una de las máquinas mide 15 metros de largo y pesa más de 27.000 kilos. Además, no se desplazan a una velocidad mayor de 20 kilómetros por hora, para evitar las prisas, con las que el trabajo no se realizaría convenientemente.

Impresionantes y hermosas imágenes de aves

Estas espectaculares imágenes son extraídas de entre las miles que se presentaron para el concurso 'Fotógrafo de aves del año 2017', que premia a los mejores fotógrafos de aves del mundo, contribuyendo así directamente al British Trust for Ornithology para apoyar su investigación de conservación.







La posición mas peligrosa para el sexo

Eso de practicar “sexo seguro” no se va a quedar simplemente en ponerse un condón y echar a correr. Ahora ya es necesario todo un equipamiento adaptado a nuestro cuerpo y tener especial cuidado si queremos experimentar una nueva postura. Seguro que si a uno le preguntan cuál cree que puede ser la postura más peligrosa cuando mantiene sexo con su pareja, quizá le viene a la cabeza alguna de las cientos de acrobacias del kamasutra.

Pero, no. Según un estudio publicado en la Journal of Impotence Research, la conocida como “postura del perrito”, donde la pareja es penetrada mientras se encuentra a cuatro patas, es la que resulta más dañina y peligrosa, sobre todo para el hombre: se encuentra en primer lugar con alrededor de un 40% de fracturas de pene. A pesar de que el hombre no se “rompe” literalmente ningún hueso, sí que puede llegar a fracturar los tejidos musculares del mismo o la uretra si el sexo que practica es intenso y con una fuerza no controlada. Por ejemplo, podría llegar a golpearse de forma brusca contra el cuello pélvico de la mujer y acabar sintiendo esa sensación de que algo se ha roto.

Para llegar a esta conclusión, los investigadores estudiaron a 90 hombres heterosexuales de entre 18 y 66 años que habían sufrido una fractura y les cuestionaron sobre la postura en la que se encontraban cuando sucedió el doloroso acontecimiento: entre ellas estaba la masturbación manual, la “postura del perrito”, la mujer encima o la posición habitual del misionero. Precisamente, fue esta última la que se encuentra en segunda posición en lo que a fracturas de pene se refiere.

En tercer lugar, la peligrosidad aumenta si la mujer se encuentra encima del hombre, pero según los investigadores no llega a ser tan severa comparado con la posición a cuatro patas.

Por lo tanto, si van a practicar sexo en las próximas horas, ya saben que hay que tener más cosas en cuenta si no quieres entrar en la lista dolorosa de falos fracturados.





Cambio climático: Un estudio da nuevas esperanzas

El ambicioso objetivo de limitar el calentamiento global a 1,5ºC aún está a nuestro alcance, aseguran los autores de un reciente estudio publicado en Nature. La nueva evidencia señalaría que se podría quemar más carbono de lo que se había pensado anteriormente.

Aunque esto pueden parecer buenas noticias, no significa de ningún modo que nos podemos relajar, sino que los objetivos planteados están más cerca de cumplirse y hay que profundizar en ellos.

En 2015, los países que firmaron el Acuerdo de París se comprometieron a limitar el calentamiento global promedio a "muy por debajo" de los 2ºC respecto a los niveles preindustriales.

En un informe de 2014, el Panel Intergubernamental sobre el Cambio Climático (IPCC) de la ONU dijo que la concentración de carbono en la atmósfera no debería superar las 450 partes por millón (ppm) de CO2 en 2100 para que el objetivo de los 2ºC tenga al menos un 66% de probabilidades de cumplirse. En 2011 la concentración ya era de 430 ppm, lo que equivalía a decir que teníamos “un presupuesto” de 400.000 millones de toneladas de CO2 como cantidad máxima para emitir a la atmósfera a partir de 2011.

El nuevo estudio, sin embargo estima que esta cifra es más cercana a los 880.000 millones de toneladas de CO2.



En la década de 1950, la investigación sugirió un aumento de las temperaturas y un periódico de 1952 comunicó un «cambio climático». Después, esta frase apareció en un informe de noviembre de 1957 en The Hammond Times que describe la investigación de Roger Revelle sobre los efectos del aumento de las emisiones antropogénicas de CO2 en el efecto invernadero: «puede resultar en un calentamiento global a gran escala, con cambios climáticos radicales». Se usaron ambas frases solo ocasionalmente hasta 1975, cuando Wallace Smith Broecker publicó un artículo científico sobre el tema: «Cambio Climático: ¿Estamos al borde de un calentamiento global pronunciado?». La frase comenzó a entrar en uso común y en 1976 la declaración de Mijaíl Budyko que «ha comenzado un calentamiento global» fue ampliamente difundida.​ Otros estudios, como el informe del MIT de 1971, se refirieron al impacto humano como una «modificación climática inadvertida», pero un influyente estudio de 1979 por la Academia Nacional de Ciencias de Estados Unidos, encabezado por Jule Charney, siguió a Broecker en el uso de calentamiento global para el aumento de las temperaturas superficiales, mientras que describió los efectos más amplios del aumento de CO2 como cambio climático.

En 1986 y noviembre de 1987, el climatólogo de la NASA James Hansen dio testimonio ante el Congreso sobre el calentamiento global, pero ganó poca atención. Hubo problemas crecientes de olas de calor y sequía en el verano de 1988 y cuando Hansen testificó en el Senado el 23 de junio provocó el interés internacional.​ Dijo: «El calentamiento global ha llegado a un nivel tal que podemos atribuir con un alto grado de confianza una relación de causa y efecto entre el efecto invernadero y el calentamiento observado».​ La atención pública se incrementó durante el verano y calentamiento global se convirtió en el término popular dominante, utilizado comúnmente tanto por la prensa como en el discurso público.

En un artículo de la NASA de 2008 sobre los términos, Erik M. Conway definió calentamiento global como «el aumento de la temperatura superficial media de la Tierra debido a los crecientes niveles de gases de efecto invernadero», mientras que cambio climático es «un cambio a largo plazo en el clima de la Tierra o de una región de la Tierra». Ya que los efectos como cambios en los patrones de precipitaciones y el aumento del nivel del mar probablemente tendrían más impacto que solo las temperaturas, consideró cambio climático global un término más científicamente exacto y, al igual que el Grupo Intergubernamental de Expertos sobre el Cambio Climático, el sitio web de la NASA enfatizaría este contexto más amplio.